Leyendo Ahora
El ascenso político de la mujer ha sido lento en el país

El ascenso político de la mujer ha sido lento en el país

Leandro Sanchez

Por Natali Faxas

En esta contienda ha sucedido lo que nunca: de los seis candidatos hombres que se disputan el Palacio Nacional, cuatro han apostado por una figura femenina que sume votos a su propuesta de Gobierno. En 2004 también cuatro mujeres aspiraban a la Vicepresidencia, pero eran 11 las candidaturas.

En estas elecciones del 2016, Minou Tavárez, de Alianza por la Democracia (APD), y Soraya Aquino, del Partido de Unidad Nacional (PUN), se consagran como las primeras mujeres aspirantes a dirigir el país, de los ocho candidatos presidenciales de esta contienda. Pero todavía hay mucho más: de las 24 mil 270 candidaturas que compiten por 4 mil 106 cargos en todos los niveles este 15 de mayo, 10,763 son mujeres, es decir, un 44%.

Cuando el país comenzó a caminar hacia la democracia, una mujer estaba presente. Era 1962 y por primera vez República Dominicana celebraba unas elecciones libres, después de la caída de Trujillo. Josefina Padilla fue compañera de boleta del candidato Alfonso Moreno, binomio que terminó con 5.18% de los sufragios.

La presencia de la mujer en la política, un escenario que toda la vida ha sido dominada por hombres, ha sido tímida y de lento progreso. Desde el 1962 hasta el 2012 se han celebrado 14 elecciones presidenciales, 14 mujeres han sido compañeras de boletas de candidatos a la presidencia y solo dos han cumplido esa meta: Milagros Ortiz Bosch (2000-2004) lo hizo por el Partido Revolucionario Dominicano (PRD) y Margarita Cedeño (2012- 2016) ya cumple su mandato al lado de Danilo Medina y el Partido de la Liberación Dominicana (PLD).

El PRD y el PLD han sido las únicas fuerzas que han logrado llevar a una mujer al Palacio Nacional. Pero la costumbre de apostar por damas siempre ha sido de partidos minoritarios, con 11 mujeres candidatas desde el 1996 hasta el 2012. Cumple una excepción el Partido Reformista Social Cristiano (PRSC), que en 1996 todavía era una fuerza política significativa y propuso a Maribel Gassó como candidata compañera de Jacinto Peynado, boleta que conquistó el 15% del electorado.

Desde el 1962 hubo que esperar 34 años para que la mujer volviera a salir como opción a la Vicepresidencia. Y ya desde el 1996 hacia acá la aparición de una compañera en la boleta presidencial ha sido constante.

En el nivel congresual. Desde la década de los 60, cuando el país comenzó a dar los primeros pasos hacia la democracia, la mujer también estuvo presente en el Congreso. Un estudio del Observatorio Político Dominicano (OPD) titulado “Mujer y su participación en el poder legislativo” señala que en el período 1966-1970 cinco mujeres eran legisladoras: la senadora Yolanda Pimentel de Pérez y las diputadas Aida Núñez de Villalona, Caridad Rodríguez de Sobrino, Lesbia Amaro y Miriam Abreu. Rafaela Alburquerque fue la primera mujer en dirigir la Cámara Baja, entre 1999 y 2003. 15 años después Cristina Lizardo pasó a dirigir el Senado, en 2014.

Ver También
Miley Cyrus Premios Grammy

La presencia femenina ha tenido en el Congreso un crecimiento constante, pero lento. Pues en 1990 su presencia era de un 9% y ya en el 2016 cierra con 19%. Son 10 puntos porcentuales en 26 años que han sido ayudados por leyes que obligan la presencia femenina, en las candidaturas a nivel congresual y municipal. La cuota femenina para garantizar la participación de la mujer en la boleta electoral data del 1998 donde una ley aprobó una participación de 25%. En el 2000, se aumentó a 33%.

Los datos de la OPD señalan que en las gestiones congresuales desde 1982 al 1994, la presencia era de 6%, 7% y 9%. En la gestión 1998-2002 fue cuando llegó al 15%. Y desde el 2006-2010 y 2010-2016 ese porcentaje ha estado entre los 18 y 19 puntos porcentuales. Actualmente, ese 19% está representado en 43 legisladoras de las 222 curules del Congreso.

Continúa leyendo en en elcaribe.com.do.

Ver Comentarios (0)

Deja una respuesta

© 2023 Pandora Todos los derechos reservados.
Términos y Condiciones - Políticas de Privacidad