Por  Edgar Leinó, cirujano bariátrico

Es preciso volver a los buenos hábitos, pero ojo, de forma racional. Demasiadas personas quieren perder en dos días el peso ganado sometiéndose a estrictos regímenes que, en realidad, no llevan más que al temido ‘efecto yo-yo’. ¿Cómo hacerlo entonces? Presta atención a estos consejos:

Publicidad

 • Recuerda que para mantener una dieta equilibrada no hay que comer menos, sino mejor. Lo que no debemos hacer en ningún caso es saltarnos una comida.

 • Es importante no obsesionarse, no pesarse cada día y no pretender perder esos kilos en una o dos semanas, pues lo que no hay que perder en ningún momento es la salud, sino mejorarla.

 • Toma agua. Te ayudará a sentirte con menos hambre y satisfecha. ¿Sabes que muchas veces se confunde la sed con hambre?

 • Ponte un objetivo. Piensa cuántas libras por semana te gustaría perder. Dependiendo de esto crea un plan sencillo y diario para lograr tu meta, pero no seas dura contigo, recuerda que sobre todo debes ser constante.

 • Come cinco veces al día. ¿Sabes que el proceso de hacer la digestión quema calorías? En efecto lo hace, y un truco grandioso es comer por lo menos cinco veces al día en cantidades pequeñas para mejorar la digestión, tener más energía y a la vez quemar calorías.

 • Reduce el alcohol. Por lo menos en esta etapa, en la que deseas bajar el peso ganado en las fiestas, evita el alcohol, ya que su contenido calórico es mayor que incluso una comida, y si no haces mucho ejercicio será mucho más difícil eliminarlo. 

Publicidad